Skip directly to content

CÓMO LOS MÉDICOS DETECTAN LOS TRASTORNOS DEL CRECIMIENTO

El crecimiento normal es resultado de muchos factores. Estos incluyen nutrición, genética y varias hormonas. Si a su pediatra le preocupa el crecimiento de su hijo, él o ella puede referirlo a un endocrinólogo pediátrico.  Este es un especialista que trata problemas del crecimiento y hormonales.

Este especialista puede ordenar pruebas adicionales. A continuación, ejemplos de alguna de estas pruebas. Es importante recordar que cada paciente es diferente y solo su médico puede decidir qué pruebas, si alguna, son  necesarias.

Lo más probable es que el médico comience con una revisión del historial médico de su hijo y de su familia. Además, él o ella puede revisar la tabla de crecimiento de su hijo y llevar a cabo un examen físico completo.

Para tener un panorama más claro, él o ella también puede ordenar pruebas de sangre y de laboratorio. Estas se pueden usar para descartar otras posibles condiciones médicas que pueden causar un crecimiento deficiente.

Si el médico sospecha que su hijo no está produciendo suficiente hormona del crecimiento, él o ella también puede llevar a cabo una prueba de estimulación de la hormona del crecimiento (o Stim Test en inglés). A continuación, lo que puede esperar si su médico recomienda una prueba de estimulación para su hijo:

  • Se colocará una aguja intravenosa (IV) en el brazo o la mano de su hijo.  Esto ayuda al médico o al personal de enfermería a sacar más de una muestra de sangre con un solo pinchazo de aguja
  • Se administrará un medicamento a su hijo a través del IV para ayudar al cuerpo de su hijo a liberar la hormona del crecimiento
  • Se sacarán muestras de sangre de este IV a distintas horas a lo largo de varias horas
  • Después de la prueba, se envían las muestras de sangre al laboratorio para confirmar si su hijo produjo la cantidad esperada de la hormona del crecimiento
  • Su médico o enfermero(a) le informará sobre cualquier posible efecto secundario.  Por ejemplo, puede que su hijo se sienta cansado y desee descansar después de la prueba.

Otros tipos de pruebas que el médico puede llevar a cabo incluyen:

  • Radiografías de edad ósea de la mano y la muñeca de su hijo. Esto es para saber si el crecimiento del hueso está retrasado o adelantado en comparación con otros niños
  • Pruebas genéticas para identificar enfermedades hereditarias que afectan el crecimiento
  • Imágenes de Resonancia Magnética (MRI)  (o tomografías computarizadas [CT]) que muestran una imagen de la glándula pituitaria para evaluar cualquier cambio

Estas pruebas pueden ayudar a identificar las causas del crecimiento lento en niños. Como recordatorio, solo sus médicos pueden decidir qué pruebas su hijo necesita. Si le preocupa el crecimiento de su hijo, hable con su pediatra al respecto.  Cuanto antes evalúen a su hijo, más rápido puede comenzar un plan tratamiento y más rápido se observarán los resultados.

English URL: 
identifying-a-growth-disorder